04 noviembre 2008

OBAMA


No debo negar mis simpatías por Hillary Clinton. Siempre me pareció el tipo de candidata ideal para manejar con solvencia esa olla de grillos llamada USA (su administración y sistema de gobierno, aclaro). Además de inteligente y ambiciosa, Hillary es consorte de quien tengo un gran recuerdo como gobernante, su marido Bill, posiblemente uno de los mejores presidentes norteamericanos de los últimos 40 años. La forma cómo Hillary perdió las primarias demócratas (luego de ir liderándola durante casi toda la campaña) no solo me pareció frsutrante, sino percibí algunos rasgos del trauma Lourdes Flores (aquí en el Perú). Pero más allá de decepciones, debo reconocer que el vencedor de Clinton, Barack Obama no solo es un digno candidato, sino también - de no mediar sorpresas traumáticas en las elecciones de hoy - un mejor estadista .

Obama no solo me parece inteligente, cáustico, mesurado, sino también decisivo para virar a la sociedad norteamericana del apestoso conservadurismo ultramontano, deficitario y mercantilista que ha caracterizado el gobierno de George W. Bush, el peor mandatario que yo recuerde (cuya herencia es una crisis económica galopante y monumental). Barack, además, genera un hito histórico, no solo porque devuelve al poder a los demócratas, sino también porque es el primer ciudadano de raza negra que llega a la más alta magistratura del país más poderoso del mundo (contradiciendo, de paso, una gran canción del magistral Morrissey, titulada America).

No creo que Obama vaya a hacer un peor gobierno que el de Bush. Tengo certeza que una nueva etapa puede encontrar su justo medio en la figura de Obama. No pongo las manos al fuego, pero tengo mucha confianza.

Ojala todo vaya bien. Los gringos lo necesitan con urgencia.

Actualización: Obama es el nuevo presidente de los Estados Unidos, según los sondeos oficiales de las cadenas televisivas.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

No sabes cuan divertido y edificante fue ver a una familia de negros (los Obama) acercarse al estrado al final del discurso que dio el electo presidente de USApara para felicitarlo y saludar al mundo...
Cómo les habrá quedado el ojo a los americanos tradicionales al ver ese espectáculo...
El mundo cambia, está bien.

Alan Salinas dijo...

El mundo cambia para bien, Obama en el poder, bien para el ciudadano-promedio gringo y para el latino. Así que estoy asegurado por ahí ya que mi hermano tiene residencia, jeje. Por otro lado, creo que se aproxima un nuevo bretton woods para la configuración del nuevo orden mundial donde el poder-eje no sea simplemente EE.UU. Veamos como reacciona Obama.

Saludos Paco

Anónimo dijo...

Los norteamericanos son bastante extraños con el tema del racismo.
Si bien lo son con los afroamericanos (y otros), llegan a aceptar y a adoptar a aquellos que tienen "éxito" y que se llegan a comportar y a tener modales como los blancos, que hablan como blancos y viven como blancos.
Ejemplos sobran: Tiger Woods, Obama, Oprah, Denzel Washington, Michael Jackson, Michael Jordan, etc, etc.
Obama significa una ruptura con el status quo y una incógnita a la vez.
Alguien sabe lo que "logrará", mejorará o reformará en el sistema de vida en gringolandia (y por ende en el planeta) dentro de tres o cuatro años?
Entre la incógnita y más de lo mismo, preferimos la incógnita de la aventura a otro Bush o equivalente.
Esperemos que tenga éxito el mulato... solo nos queda desearle suerte y que tenga el punche necesario ya que ahora, es el único presidente de un país del mundo que puede influir y hacer algo más para que el planeta entero no se asfixie más.
Suerte negro, no la cagues...
Gino.

Polly dijo...

Another point of view: Election results: Obama wins!